MINUTO
EMPRESARIAL

21

mar

Burocracia que mata

Por: Lcda. Marilú Otero Vicepresidenta Ejecutiva - APPR

La Comisión de Derechos Civiles del Senado está evaluando el P. de la S. 1497 que establece la política pública de Puerto Rico sobre la erradicación del hambre y para fomentar e incentivar el manejo eficaz de excedentes de alimentos.

Erradicar la pobreza y el hambre en nuestro País, requiere que el Gobierno atienda nuestro modelo económico, y establecer claramente hacia dónde nos dirigimos. Se necesita atender los altos costos de hacer negocio, – la legislación laboral, la estructura de permisos, el costo energético – la infraestructura; la inequidad de género, las leyes de cabotaje, la educación, el desarrollo de la agricultura, la accesibilidad y el sistema a la salud, entre muchos más.

El Estado no puede seguir atendiendo los múltiples retos de forma independiente, con políticas públicas para cada cosa. Debe ser un Plan abarcador.

Una Comisión que no tiene garras ni fondos asignados para cumplir con las obligaciones que le impone el Proyecto, además de ser otro organismo burocrático, es simplemente insuficiente.

Además, el Gobierno tiene que cambiar el modelo de administración pública. Un modelo que quizás funcionó el pasado siglo pero que ya es obsoleto. La burocracia nos ha matado poco a poco, convirtiendo el aparato gubernamental en foco de corrupción y de la creación de una paupérrima cultura de servicio.

Nuestro País está viviendo momentos difíciles. El Gobierno está a punto de un colapso ante la crisis fiscal y económica que sufre y que todos seremos los perjudicados. Si este tema no se atiene efectivamente, el índice de pobreza en Puerto Rico aumentará, y este Proyecto, de convertirse en ley, no resolverá absolutamente nada.

NOTA: Esta y las demás columnas de esta sección fueron publicadas primero en Minuto Empresarial de la sección de negocios de El Nuevo Día todos los lunes.

Otros minutos empresariales